Una breve reseña sobre los Longboards

Los longboards tienen su orígen en las tablas de surf, de ahí la semejanza al desplazarse en un longboard como al navegar las olas en una tabla de surf. Los longboards han constituído una forma de entrenamiento para que los que aspiran a surfear, tanto principiantes asi como profesionales practiquen sobre las olas las nuevas técnicas que han aprendido en tierra con los longboards.

Aunque, el término longboarding, empleado para andar en longboards, se podían adquirir en tiendas deportivas, jugueterías, supermercados, en fin. La mayoría de tablas para longboards que podían comprarse estaban elaboradas de madera, no obstante a la vez daba sus primeros pasos la fibra de vidrio, mas no con los altos estándares de calidad y seguridad que tienen las tablas para longboards hoy por hoy en este material.

Las complicaciones y accidentes debido a los materiales poco resistentes en aquellos días, llevaron al ocaso a los longboards, no obstante, a partir del descubrimiento del uretano para la fabricación de las llantas, una innovadora fase de florecimiento apareció para los longboards al punto que se volvieron populares con más fuerza.

Desplazarse en longboards evolucionó al grado de convertirse en un deporte de competencia con diferentes modalidades, por ejempo: estilo libre (Freestyle), slalom, downhill, en fin.

Podríamos comentar que todo lo relacionado al skateboarding vió el ocaso una vez más, allá por los años 1980s, mas esta vez no fue por demasiado tiempo – 3 años a lo sumo – después de lo que el deporte cobró un enorme aumento hasta alcanzar el nivel de reconocimiento y popularidad que goza en estos tiempos los longboards y skateboards.

En estos tiempos incluso existen compañías que se dedican exclusivamente al diseño y fabricación de tablas y accesorios para