Tablets Infantiles

Esto es lo que todos sabemos: Las ventas de portátiles y sobremesa en acusado descenso y las ventas de tablets en meteórico incremento, se puede asegurar que la etapa de la computadora llega a su ocaso y lo más lógico conducir nuestro interés a la tablet.

Habrá que examinar los pro y los contra de cada dispositivo, si se quiere prescindir de la red de cables, o por otro lado pensamos en la movilidad o portabilidad es simple decidirse por una tablet, su tamaño es tan reducido y liviano que con una sola mano de puede manipular.

Sin embargo, esa movilidad se verá más o menos limitada dependiendo del uso que vayamos a darle. Desde luego para navegar por Internet y revisar el correo electrónico, o incluso para escuchar música, el tablet va a dar un rendimiento más que pleno, pero vamos a necesitar cables igualmente si ponemos a trabajar mucho a la memoria debido al mayor consumo de energía. Por tanto, si tenemos que mover muchos gráficos, jugar a videojuegos o reproducir películas con un tablet, a lo mejor la movilidad no la tendremos tan asegurada.

Si se trata de videojuegos para ordenador, o incluso de otro tipo de aplicaciones algunas tienen sus versiones alternativas para tablets para niños, pero no son ni por cerca igual de potentes que lo son en un portátil porque las funciones limitadas del tablet no lo permiten.

Entonces si se requiere de trabajos de edición de imagen profesional, archivos multimedia, videojuegos, etc. no resolvemos con una tablet, se tiene que trabajar con un ordenador portátil o de sobremesa. Pero eso no evita que la tablet se vuelva un gadget aceptado sobradamente que viene a complementar al portátil.

Y en una oficina tanto la tablet como un portátil trabajan prácticamente en iguales condiciones. Los sistemas para tablets cuentan con variadas aplicaciones y utilidades de productividad y de ofimática, así como para internet o en bancos de aplicaciones. Y al estar de viaje o en vacaciones conectarse y estar al corriente del trabajo de oficina es bastante más fácil con una tablet que a través de un PC.

Por supuesto, no se puede negar la ventaja de trabajar en un escritorio con un teclado "normal", usando cómodamente los diez dedos, ratón y pantalla grande, ante esa situación queda en franca desventaja una tablet.

Si el propósito es tener que reproducir vídeo y audio, ya mismo tanto tablets como portátiles pueden darte una experiencia de usuario similar según leemos en este enlace. Es verdad que los tablets infantiles no incluyen una buena tarjeta de sonido, ni un gran nivel de audio en los altavoces. Su diferencia, en buena medida, se halla en la calidad y el tamaño de la pantalla. Toma en cuenta todo esto para hacer una buena compra.