Clases Principales de Dietas Disociadas

Dieta de Hay

Cimentada en la idea de que el pH del sistema digestivo contribuye a la asimilación apropiada de los alimentos, es lo que caracteriza a la primera de las dietas disociadas. De ese modo, los carbohidratos se ven favorecidos por un pH alcalino, en cuanto a las proteínas por un pH ácido.

La combinación inapropiada de alimentos, causa una interrupción gracias al proceso ácido, retardando por tiempo indeterminado la absorción tanto de carbohidratos como de proteínas.

El Método Montignac

Además del principio de división de grupos de alimentos, el Método Montignac sobresale por considerar por primera vez el Índice Glucémico de los alimentos para establecer un Plan de adelgazamiento. Básicamente los carbohidratos con mayor IG impiden el proceso de pérdida de peso y deben evitarse, especialmente a lo largo de la primera fase de este método.

Diferentes investigaciones científicas respaldan los principios de este plan dietético. Explorar más: Resumen Dieta Montignac.

La Antidieta

La Antidieta constituye otra de las dietas para adelgazar que ha tenido mayor éxito. Fomenta el concepto de los ciclos naturales del cuerpo. Según el horario del día nos encontraremos en uno u otro. Absorción, Asimilación y Expulsión.

Durante el ciclo de absorción (desde la hora de la primera comida hasta después de la cena) proveemos al cuerpo de los alimentos que necesita, en el proceso de asimilación (durante la noche) el cuerpo procesa los alimentos y durante el ciclo de expulsión (desde la hora de levantarse hasta la comida) es donde la ingestión exclusiva de frutas, agua y zumos de frutas naturales contribuye a que el cuerpo se libere de los deshechos.