La primera cita, consejos y preparativos

Días previos a la cita, actualízate con los sucesos de última hora. Esto es genial para comenzar una plática y arredrar a tu cita con tu conocimiento. Busca evocar cuanto puedas las pláticas pasadas juntos a manera de darles seguimiento. Recuerda algunas historias chistosas en caso de que las necesites.

Comienza a acondicionarte y estar a gusto con antelación. Haz tiempo para hacer ejercicio con anterioridad de la salida, ya sea practicando yoga o pesas. Come bien y reposa bien.

Selecciona tu vestimenta con antelación. Tienes que disponer de varios atavíos para el día de la cita. De esta forma no entrarás en shock cuando por cualquier causa se ensucie tu camisa preferida. Asimismo, te faculta a probar distintos aspectos para ver cual te queda mejor para la cita.

Bañate bien y toma un buen baño. Asegúrate de asear tu cabellera y tus uñas. Debes oler rico, no obstante sin sofocar. Evita fragancias fuertes y aftershaves, es probable que tu cita sea hipersensible. Las chicas tienen que ser moderadas en el uso de cosméticos. A priori de marchar para tu cita usa hilo dental y lávate los dientes.

Piensa afirmativo. Vas a gozar después de todo. No te aflijas sobre lo que pueda salir mal, porque si lo haces es posible que sucede. Si te pones exaltado, cálmate, enfócate en divertirte y así será.

Llega a la hora. Hacer que tu cita tenga que aguardarte es iniciar con mal pie y no deseas estropear la primera impresión.