BodaClick: Alquileres para Bodas

Creen que tienen un compromiso por hablar y sobre todo de enseñar al prójimo. Son indiscutiblemente los Natural born teacher, he de confesar que hay momentos donde sólo asiento con la cabeza pero mi atención ya está en otro lado. Sí es verdad que hay muchas personas que hablan más de lo que conocen, o que sólo por opinar dicen cualquier tontería, dice el refrán dime de qué presumes y te diré de qué careces.

Pero un verdadero sabelotodo, que tenga conocimiento de causa de todas y cada una de sus palabras, esos en lo personal me caen muy bien, son una especie de bibliotecas ambulantes seguros de sí mismos. Hay gente que es demasiado inteligente y yo agradezco que aparte de sabelotodos sean también monopolizadores de pláticas, que me cuenten todas las historias que han leído mientras yo me ocupo de otras cosas. Luego son personas con una mente tan ágil que no sólo le añaden un toque gracioso sino que le ponen detalles irónicos de manera muy inteligente.

Un amigo de la familia tenía la habilidad de recordar nombres, teléfonos y direcciones. Pero de una manera exagerada, era casi, casi, una sección amarilla viviente, no importaba si le preguntabas sobre ventas de plantas exóticas o alquileres para bodas finas, Carlos de inmediato te daba santo y seña, precios y, en muchos casos, conocía al dueño, ya que su carácter le permitía tener amigos por doquier.

Así fue como inició su carrera como relacionista público, conquistando todo tipo de mercados.