Cómo se juega al Blackjack o Ventiuno en la red

El BlackJack, para quien no se halla al tanto, resulta ser un juego de cartas que consiste en completar el número 21, este número se logra con la sumatoria de los números que aparecen en las cartas con las que se halla jugando; sin embargo, hay que explicar que si al jugador le aparecen las cartas de As y las de número diez, estas cartas poseen un valor de 11 o 1 dependiendo de la cifra que precisa sumar en el juego de blackjack.

El nombre de BlackJack es más característico en Norteamérica, no obstante en algunos países latinoamericanos se le denomina asimismo 21, este mote es de esa manera debido a que hace mención al número que se debe sumar en el juego. Cuando el participante suma el número 21, se convierte en ganador de forma automática.

La disposición del juego del BlackJack es sobre una mesa de constitución semicircular, en torno a la cual se sientan 7 jugadores, estos participantes cuentan con un casillero sobre la mesa, el cual sale dibujado sobre el tapete. Este casillero sirve para que los apostadores lleven a efecto sus apuestas, estas apuestas se hacen antes de comenzar a repartir las cartas para BlackJack y del mismo modo cada vez que se proporcionan cartas adicionales.

Edward Thorp, matemático estadunidense, allá por los años setenta analizó a fondo el juego de Blackjack y determinó que las cartas de alta denominación benefician al participante.

También, dictaminó que las cartas de menos denominación favorecen al crupier del casino, gracias a que así puede suministrar más cartas hasta que el apostador quede fuera o pierda.

De esta manera los apostadores de BlackJack tienen que aprender a contar las cartas que el crupier reparte a lo largo del juego, los jugadores en ningún instante tienen que apartar la mirada a las cartas que se han jugado porque de esta manera se hace una referencia sobre las cartas que restan, dicho de otro modo, si estas son altas o bajas.