3 Consejos Cómo Bajar Peso y Adelgazar con la Dieta Mediterránea

La dieta mediterránea saca sus ideas de la forma de alimentación de los países que rodean el Mar Mediterráneo.

Come grandes cantidades de frutas y verduras. Este es el componente principal de la dieta Mediterránea. Tienes que comer al menos siete porciones a diario de alimentos como zanahorias, manzanas y naranjas.

Corta con el consumo de carnes rojas. Los países mediterráneos comen poca carne roja. Para obtener proteína, puedes comer platillos con pescado y pollo.

Incluye pan en tu dieta. Esta dieta no es restrictiva con la cantidad de carbohidratos que se te permite tener. Escoge pan integral y consúmelos sin nada de mantequilla o margarina.

Escoge grasas saludables. En lugar de comidas con grasas transaturadas, consume alimentos con grasas beneficiosas. La dieta Mediterránea permite el consumo de nueces, aceite de oliva y aceite de canola.

Sirve vino con la cena. Un vaso de vino rojo es permitido en la dieta Mediterránea. El vino rojo contiene antioxidantes y ayuda a prevenir los coágulos sanguíneos.

Cambia de productos bajos en grasas a libres de grasas cuando se trate de lácteos. Usa leche descremada en lugar de leche entera y busca quesos bajos en grasas también.

Los doctores suelen recomendar la dieta Mediterránea para gente que ha sufrido ataques del corazón. Esto reduce el riesgo de enfermedades cardíacas.

Si tienes problemas con el alcohol, no es necesario consumir vino mientras hagas la dieta Mediterránea.