Riesgos con las bebidas energéticas

Todos alguna vez nos hemos tomado una bebida energética, ya sea porque estamos en ese momento haciendo ejercicio o por el simple hecho de que nos gusta este tipo de refresco. También se puede decir que se usan como mezclas con el alcohol.

Pero cuidado! un consumo continuado de este tipo de bebidas puede provocar ciertos problemas de salud. Un estudio realizado por la universidad de Wayne State en Detroit (Estados Unidos) ha conseguido demostrar alguno de los riesgos que este tipo de bebidas presentan en gente con una salud normal.

Cogieron una muestra de adultos, comprendidos en un rango de edad de los 20 a los 39 años, y les estuvieron dando dos latas diarias durante una semana. Estas latas tenían cada una 80 miligramos de cafeína y un gramo de taurina.

Los resultados que obtuvieron fueron los siguientes: midieron la presión arterial de los individuos y tanto la máxima como la mínima aumentaron un 7% y la frecuencia cardiaca un 9%.

Para las personas sanas no suelen provocar muchos riesgos pero para gente que padece del corazón pues si lo pueden provocar.
Destacan también que si se mezclan con bebidas alcohólicas se pueden producir alteraciones importantes.

Por eso un elevado consumo puede provocar a la larga que la absorción de agua sea ineficaz, produciendo deshidratación.

Quiero con esto llamar la atención no provocar una histeria colectiva