Cómo Evitar Errores Frecuentes en una Dieta Baja en Carbohidratos

- Identifica los carbohidratos ocultos en tu dieta. Algunas personas piensan que evitando los alimentos más comunes por tener carbohidratos como el pan ya está todo bien. Pero también hay carbohidratos naturales en muchos alimentos diferentes que comes a diario.

Ciertas frutas y vegetales están cargados de carbohidratos. Puedes revisar el contenido de carbohidratos de los alimentos naturales en Internet incluyendo "alimentos bajos en carbohidratos", también puedes leer las etiquetas con la información nutricional para determinar la cantidad exacta de carbohidratos contenidos en los alimentos.

Algunos "alimentos y bebidas bajos en carbohidratos" son promovidos de esa manera, pero en realidad tienen carbohidratos.

- Haz un plan para mantener un balance de alimentos saludabes y nutrientes en tu dieta. Algunas variaciones de dietas bajas en calorías como la de Atkins te permiten comer tanta grasa y proteína como desees.

Siempre tienes que tomar todo con moderación por razones de salud, así que controla las porciones y ten variedad de opciones en tu alimentación.

- Planifica y compra comida de forma regular. Si tu despensa y refrigerador está provisto con comida saludable, es más probable que te atengas a tu dieta y no caigas en tentaciones como la comida rápida o chatarra.

Compra alimentos al menos dos o tres veces a la semana de modo que siempre cuentes con opciones para comidas frescas y saludables para preparar aperitivos y platos fuertes.

- Ejercítate de forma regular. Para ponerte en forma mientras estás saludable a la vez, no solo basta con que hagas dieta. Algunas personas piensan que una dieta baja en carbohidratos significa que pueden saltarse el ejercicio, lo cual no es cierto. Para maximizar la pérdida de peso, el éxito a largo plazo y los beneficios para la salud, debes ejercitarte y obligarte a hacerlo por 40 minutos o más al menos de 2 a 3 veces por semana.

* Hacer algo de trampa con tu dieta puede estar OK, pero date cuenta que si comienzas a añadir más carbohidratos de vuelta a tu dieta, entonces todo tu esfuerzo será en vano.

* Consulta con tu doctor o nutricionista antes de hacer cualquier cambio drástico con tu alimentación.