Los Tres Pasos para la Actitud Perfecta

¿Te gustaría despertar en la mañana e inspirarte con una verdad fundamental? La primera es: Tu situación presente es magnífica y se pone mejor.

A lo mejor no estás de acuerdo con esta verdad, mas ahora ella existe para indicarte un futuro promisorio sin importar que creas en esta verdad o no. Si tu mente te dice que esa verdad no se aviene a tu realidad, medita sobre la razón y en qué aspectos tienes que trabajar o cambiar para dirigir todo tu potencial y aumentar tu productividad.

Decididamente de ti depende en corto tiempo estar en mejor situación que ahora, ¿aceptas esa llamada para tu vida, te hallas preparado a aceptar esa verdad? Esa verdad fundamental tendrás la oportunidad de verla materializada muy pronto en tu vida, lo afirmo, pon toda tu voluntad en ello para optimizar tu trabajo, y/o estudio y alcanzar tus objetivos.

Al comprometerte con esa verdad, buscaras todos los recursos para realizarla. Estudiaras cosas nuevas, conocerás nuevas habilidades, conocerás personas que te pasarán nuevos conocimientos e información, harás nuevas redes humanas, etc, y esto es vital para que cualquier negocio alcance sus objetivos.

Segunda verdad fundamental: Tu vida actual se encuentra llena de cosas por las que puedes estar agradecido. Esta se conoce como la regla de la perspectiva.

Se desarrollan situaciones adversas que te hacen creer que todo camina mal y te domina la ira, la ansiedad, angustia o el estrés. De hecho, ¿qué hay de las personas que sobreviven con menos de dos euros al día?, como sea estas personas están luchando cada día, y ¿cómo no vas a salir adelante tu con tanto que tienes que agradecer? Comienza a desarrollar una lista de todo lo que la vida te ha proporcionado al paso de los años y te sorprenderás de cuán larga resulta!

¡Da gracias y se feliz con todo lo que tienes! Esto no significa que no vayas a lograr todo lo que aspiras en cuanto a riqueza, profesión, status, AL CONTRARIO.

Y la tercera verdad fundamental que debes repetirtela constantemente es: Tus resultados actuales cambiaran continuamente, crecerán y mejoraran.

Esta verdad es indiscutible para quien esté dispuesto a seguir camino adelante, sin quedarse bajo ninguna circunstancia dormido sobre los laureles del éxito. La vida es un proceso contínuo, ese proceso transmite miles de enseñanzas, ciertamente esas enseñanzas puestas en práctica nos favorecen, nos transforman, nos hacen superarnos en todos los órdenes. Debido a ello, no vamos a dudar de esto. Si cuentas con la voluntad de crecer, nada te detendrá.

Hay tres verdades fundamentales:

1) Estás genial y estarás aún mejor.

2) Tienes que estar agradecido por tantas cosas buenas

3) Tus resultados actuales cambiaran, crecerán y mejorarán.

Repite estas verdades, medítalas, absórbelas y serán realidades.