Recetas naturales que dejan la piel perfecta

Contra el Acné: caliente 4 cucharadas de miel y cuando esté tibia aplíquela sobre el rostro. Deje actuar durante 20 minutos y retírela con una toalla húmeda y tibia. Luego prepare una loción de rosas mezclando dos partes de agua de rosas con una parte de agua de colonia. Colóquela sobre el rostro con un algodón. Es ideal para combatir los puntos negros y las espinillas.

Para disimular las manchas de la edad: la solución es emplear una mascarilla de centeno y miel. Mezcle una cucharadita de harina centeno con una cucharadita de miel y una yema.

Aplique en todo el rostro, evitando la zona de los ojos y los labios; deje actuar media hora y luego retire con abundante agua tibia.

Si tiene el cutis seco, agregue a la mezcla una cucharadita de aceite de oliva; en cambio si su cutis es graso, reemplace la yema por el jugo de medio limón.

Para suavizar las arrugas del cuello: triture 50 g de hojas de perejil fresco y 50 g de romero y agréguelas a medio litro de leche hirviendo; deje reposar durante 5 minutos y luego filtre el preparado.

Limpie bien el cuello y aplique la infusión de hierbas en forma de compresas. Una vez que la piel se haya secado, masajéela con una crema nutritiva que se hace mezclando una clara de huevo batida con leche y miel en partes iguales y algunas gotitas de aceite esencial de menta.